Frédéric Martel y su nuevo libro Sodoma: “El Vaticano tiene una de las mayores comunidades gay del mundo”

Martel visitó Buenos Aires el año pasado para conocer más sobre Bergoglio. (Diego Waldmann)


Publicado en Clarín

–Soy como Santo Tomás, necesito ver para creer. Por eso me interné en el Vaticano: para conocer Sodoma.

El sociólogo y periodista francés Frédéric Martel investigó durante cuatro años un tema que el mismo Papa Francisco puso sobre la mesa poco después de asumir su pontificado: la homosexualidad en el clero. Uno de los tantos sacerdotes que el autor entrevistó le pintó el corazón católico de Roma como aquella antigua y libertina ciudad retratada en el Génesis bíblico, Sodoma, donde el mayor pecado era ser gay.

En las librerías argentinas, Sodoma: poder y escándalo en el Vaticano (Roca), su libro de 570 páginas, se venderá desde el 15 de abril. Pero la semana próxima la versión e-bookestará disponible en todo el mundo: se espera una polémica de proporciones difíciles de mensurar.

El periodista adelanta que no se trata de “nombrar y acusar”, porque “el libro trata las consecuencias del secreto de la homosexualidad en una mayoría de gente en el Vaticano”. La edición, a la que accedió Clarín, promete revelar secretos hasta ahora guardados, durante el pontificado de un argentino, Jorge Bergoglio, y llevar a un plano real tramas siempre sospechadas y relatadas, antes, desde la ficción.

Martel habló con casi 1.500 fuentes. Entre ellas, 41 cardenales, 52 obispos y monseñores, 45 nuncios apostólicos y embajadores extranjeros. Trabajó, además, con testimonios tomados en más de 30 países.

Frédéric Martel, autor de Sodoma. (Astrid di Crollalanza)
Frédéric Martel, autor de Sodoma. (Astrid di Crollalanza)

Autor de investigaciones culturales (ver aparte) y activista LGBT, recalca: “La principal pregunta es, para mí, por qué este libro todavía no se había escrito, incluso aunque todos son conscientes de la homosexualidad en el Vaticano”.

El mismo responde que “para alguien que trabaja ahí, escribir este libro significa perder el trabajo. Para un periodista italiano, es arriesgado y sus propios medios le temen al tema. Para un periodista no gay, es difícil entender los códigos. Y en general, los gays no entienden demasiado a la Iglesia. Ahí intenté intervenir yo, desde mi postura de sociólogo, de investigador”, cuenta. Y aclara que la presencia gay no presupone las denuncias de abusos, aunque sí en muchos casos deja en evidencia la transgresión de los votos de castidad.

En Sodoma se puede leer el rol de figuras claves en el Vaticano, y cómo se relacionan con los principales entramados políticos de la Santa Sede. “Francisco se dio cuenta de que la pedofilia no es un epifenómeno, no es el ‘último rumor’ del que habló el Cardenal Angelo Sodano: es la crisis más seria de la historia católica desde el Gran Cisma” del siglo XI, sentencia el libro.

El año pasado, Martel habló con Clarín y anticipó que estaba preparando una investigación que sería una bomba. Ahora contó de qué se trata Sodoma

Continuar leyendo

Advertisements

The Witcher, la saga del brujo creada por Andrzej Sapkowski que traerá oscuridad a las series de Netflix

Publicado en Clarín

En los cuentos fantásticos casi siempre hay un héroe que vive en un mundo oscuro y alguien que tiene que ser salvado. El que habita el brujo Geralt de Rivia está lleno de monstruos y de seres humanos que son a veces más horribles que las bestias. Pero ese lugar no necesita un héroe: necesita un profesional. Y Geralt es uno de los pocos que quedan.

Henry Cavill, quien hizo de Superman en 2013, será The Witcher el año que viene, en una superproducción que prepara Netflix, y que le dará vida al mundo fantástico que el polaco Andrzej Sapkowski escribió entre 1992 y 1999 en siete libros.

La saga tomó una popularidad inmensa a partir de 2007 por una serie de tres videojuegos, de los cuales el tercero, The Wild Hunt, es considerado uno de los mejores RPG de acción de la historia.

La saga del Brujo (Wiedźmin en el original polaco y The Witcher en inglés) es una ficción especulativa en tono adulto. Como tantos otros mundos fantásticos hay razas élficas, bestias y reinos. Y estos asesinos a sueldo que, más que proteger a los hombres, trabajan para ganarse la vida.

Los brujos pasan de chicos por una serie de mutaciones brutales que, entre otras cosas, los dejan estériles. Pero una vez superadas, en lo que se llama “la prueba de las hierbas”, adquieren habilidades sobrenaturales: una tremenda capacidad de concentración, mejores reflejos, ojos felinos para ver en zonas oscuras, fuerza y una agudización de los sentidos que les permite sentir lo que cualquier humano promedio no.

Muchos de ellos no sobreviven a este proceso. Pero Geralt no sólo lo superó, sino que “el lobo blanco” es una leyenda. Apodado el “carnicero de Blaviken”, es uno de los mejores profesionales de este mundo fantástico.

Andrzej Sapkowski, autor polaco que creó la Saga del Brujo. (Wojciech Koranowicz)

Andrzej Sapkowski, autor polaco que creó la Saga del Brujo. (Wojciech Koranowicz)

“Todo esto no es más que la transformación de un cuento de hadas clásico“, cuenta Sapkowski a Clarín.

La historia era algo desconocida fuera de Polonia y ciertas zonas de Europa hasta la llegada del videojuego, creado por CD Projekt RED. SU lanzamiento disparó el interés por el oscuro mundo de Geralt al punto que los libros empezaron a editarse y traducirse en todo el mundo.

En Argentina se conseguían sólo en comiquerías y lugares especializados. Ahora la saga está disponible de manera completa en las librerías (editada por Riverside).

Sapkowski, también llamado el J. R.R. Tolkien polaco, habló con Clarín para entender sus influencias, de dónde salió Geralt como personaje y la mitología que rodea a lo que muchos llamarán equivocadamente la próxima Game Of Thrones. Porque habría que ir reconociendo que el tono del universo de Sapkowski se ganó hace rato un lugar propio.

Continuar leyendo

Scott Kelly, el astronauta que estuvo 340 días en el espacio: “Volvería hoy mismo”

Publicado en Clarín

En el espacio exterior hay un lugar con una gran pantalla frente a la cual 3 personas miran Gravedad, la película donde Sandra Bullock lidia con las llamas en la Estación Espacial Internacional  (ISS).

Los espectadores se miran entre sí, algo incómodos: no es agradable ver cómo se incendia tu propia casa mientras estás a más de 400 kilómetros de la Tierra.

Uno de ellos es Scott Kelly, el astronauta estadounidense que más tiempo pasó por ahí. 

231.498,541 kilómetros recorridos.

10.880 amaneceres y anocheceres.

5.440 órbitas alrededor de la Tierra.

340 días en el espacio.

Contemplando la zona de las Bahamas. (Penguin Random House)
Contemplando la zona de las Bahamas. (Penguin Random House)

Fue noticia en marzo de 2015, cuando la NASA lanzó una misión deun año de permanencia en la ISS. Fue en conjunto con la Agencia Espacial Federal Rusa (Roscosmos) y el principal objetivo era determinar el impacto biológico, físico y psicológico de una misión de larga duración. Con un futuro viaje a Marte en el horizonte.

Sé que si queremos ir a Marte será muy, muy difícil. Costará tiempo y vidas humanas. Pero sé que si decidimos hacerlo, podemos.”

Como Scott tiene un hermano gemelo, Mark, también de la NASA, su cuerpo fue comparado al regresar a la Tierra y los resultados fueron impactantes: reducción de masa muscular y ósea, visión afectada y niveles de radiación equivalentes a los que se obtendrían si una persona se realizara 10 placas de tórax por día durante un año.

Pero aunque Scott es una celebridad del espacio -como un youtuber sideral, mostró decenas de experimentos a todo el mundo- también se transformó en alguien que decidió contar lo que sintió, pensó y experimentó junto a sus colegas rusos Guennadi Pádalka y Mijaíl Korinenko -su par ruso que también estuvo 340 días en el espacio- durante ese año. Y lo hizo en un libro que se titula Resistencia(Debate, 448 páginas, 469 pesos).

Antes de salir en la misión, en una conferencia de prensa particular: en cuarentena. (Penguin Random House)
Antes de salir en la misión, en una conferencia de prensa particular: en cuarentena. (Penguin Random House)

Ya retirado, desde su casa en Houston, Scott habla con Clarín por teléfono. Su voz suena agotada, como si los 340 días en la ingravidez  lo hubieran cansado demasiado y tuviera que dormir en una cama en la Tierra durante un año entero.

Continuar leyendo

Joe Russo, codirector de “Avengers: Infinity War”: “Queremos que el público se sienta conflictuado”

Publicado en Clarín

Tiene más de mil cómics. Algunos de ellos, en una caja fuerte. Joe Russo se crió junto a su hermano Anthony entre superhéroes, y haber desembarcado juntos en los estudios de Marvel en 2014 con la secuela de Capitán América fue un sueño cumplido pero también una responsabilidad: en ningún momento dudaron de que le tenían que imprimir su sello.

Ambos recogieron el legado de Joss Whedon, el director y guionista de las dos películas anteriores de Avengers que reunieron a los superhéroes más memorables de la franquicia (la homónima de 2012 y Age of Ultron, de 2015) con el desafío de coordinar a 76 personajes (según Chris Hemsworth, Thor) de los cuales muchos son protagonistas.

Con críticas elogiosas, pero sobre todo asombradas, el ensamble fue trabajoso: un gran rompecabezas de personajes y trama que se tradujo en un pizarrón gigante con imanes, anotaciones y reescrituras.

Habló con Clarín, invitado por Disney a un evento de prensa realizado a comienzos de mes en Ciudad de México para promocionar el nuevo film.
Continuar leyendo

Mark Ruffalo: “Si no les molesta un Hulk con canas, podría hacer el personaje unos 10 años más”

Publicado en Clarín

Hace unos seis años, cuando los amigos de sus tres hijos iban a su casa, no lo podían creer.

Bruce Banner se paseaba de la cocina al living y era casi imposible no pedirle que se transformara en Hulk. Aún hoy le sigue pasando, aunque un poco menos: el mundo ya se acostumbró a que él, Mark Ruffalo, un hombre tímido, sencillo y con cara de buen tipo, sea también el gigante destructor que Marvel creó en 1962.

Tan tímido, que cuando Joe Russo, uno de los dos directores de la esperada tercera película de Avengers, lo presenta como a su “héroe favorito en el mundo”, se pone incómodo y agacha la cabeza. No puede sostener la mirada en la conferencia de prensa que se hizo en Ciudad de México a principios de mes para promocionar Infinity War, la tercera entrega del gigantesco universo de superhéroes de Marvel.

Fue en el comienzo de un tour que arrancó en México, San Pablo y Londres. Y que tiene cita en Los Ángeles con gran parte del impresionante elenco hoy (en Argentina se estrena el 26 de abril).

Mark Ruffalo, junto a Joe Russo, director junto a su hermano Anthony de Infinity War, en México. (Marvel Studios)

Mark Ruffalo, junto a Joe Russo, director junto a su hermano Anthony de Infinity War, en México. (Marvel Studios)

Se trata de una puesta en escena sin precedentes, con 76 personajes de la franquicia, en el año en el que se cumple el décimo aniversario del Universo Cinematográfico Marvel. Una reunión de superhéroes de distintos universos para derrotar a un enemigo común, Thanos.

Con insoportables rumores sobre la muerte de uno de los vengadores.

Mano a mano con Clarín en Ciudad de México, Ruffalo contó no sólo lo que se viene en esta colisión de mundos y personajes, sino cómo se siente con un personaje que ya le encanta. “Si no les molesta un Hulk con algunas canas, podría hacerlo unos diez años más”.

Continuar leyendo

Nadia Murad fue esclava sexual de ISIS y se escapó: “Aún hay cientos de mujeres y chicos cautivos”

Publicado en Clarín

─¿Te vas a convertir al islam? Si lo hacés, podés quedarte.

Ella negó con la cabeza.

─OK. Entonces subí al colectivo con todas las demás.

Nadia Murad Basee Taha terminaba de sellar su destino: pasaría a ser otra sabaya, una esclava sexual de ISIS, el grupo terrorista autodenominado “Estado Islámico”.

Sólo le faltaba conocer a su “dueño”. Había tenido la última oportunidad antes de subir a ese micro, pero sus principios eran más fuertes: nunca renunciaría a ser yazidí.

Los yazidíes son una de las minorías no musulmanas que peor la han pasado en la zona de Irak y Siria donde opera ISIS.

Han sido perseguidos históricamente y, durante los últimos años, masacrados. ISIS no les perdona que crean en la reencarnación, que tengan tradición oral (sin un libro sagrado) o que adoren a Melek Taus, el “Ángel Pavo Real”, la deidad central de su fe.

Melek Taus, o

Melek Taus. (Wikimedia Commons)

 

El 3 agosto de 2014, durante las primeras horas de la mañana, los sueños de Nadia se empezaron a resquebrajar. ISIS había llegado para asesinar a toda su familia en Kocho, su aldea natal. Y a los 19 años ella pasaría de mano en mano de terroristas, como una mercancía.

Desde que se negó a abandonar su identidad yazidí, el cuerpo de Nadia tuvo precio. Y nunca más de 20 dólares.

La primera vez que vio a un soldado del “Estado Islámico” fue a 6 días de la ocupación. Se había quedado sin agua y sin harina, y salió a escondidas. Tenía miedo hasta de su propia sombra.Entró en lo de un vecino, tomó lo que necesitaba y se fue.

Mientras volvía escuchó a 2 militantes de ISIS que hablaban de destrucción total, fusilamiento de todos los hombres y esclavización sexual de todas las mujeres, esas “sucias infieles”.

Detrás y desde la izquierda: su cuñada Jilan, su cuñada Mona, su madre, su sobrina Baso y su hermana Adkee. Delante, Nadia con sus sobrinas Maisa, Kathrine y Nazo, en su casa de Kocho, en 2014. (Gentileza Mondadori)

2014: Nadia y las mujeres de su familia, en Kocho. (Gentileza Penguin Random House)

 

Querían borrar a los yazidíes del mapa con conversiones forzadas, violaciones y asesinatos.

Tenían una serie de fetuas propias (decretos religiosos que en este caso, según especialistas musulmanes, no tenían nada de islámicos) y se permitía violar sistemáticamente a las yazidíesHasta tenían un manual para someterlas.

​En 2014 Naciones Unidas registró 5.000 asesinatos de hombres yazidíes en el norte de Irak.

Nadia, la menor de 11 hermanos, fue capturada, traficada, humillada, quemada con cigarrillos y torturada durante 2 años.

Logró escapar cuando su captor se olvidó una puerta abierta. Y hoy cuenta su historia en Yo seré la última (Mondadori, 368 páginas, 439 pesos), un libro recientemente editado en la Argentina.

Nadia, en Naciones Unidas. (Reuters)

Nadia, en Naciones Unidas. (Reuters)

 

Ahora vive como refugiada en Alemania, desde donde lleva adelante un reclamo por justicia junto a Amal Ramzi Clooney, la abogada especialista en derechos humanos que defendió a Julian Assange, el fundador de Wikileaks, y además está casada con el actor George Clooney.

Amal logró, luego de muchas frustraciones, una resolución histórica del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas que crea un equipo de investigación para recabar pruebas de los crímenes cometidos por ISIS.

Y Nadia continúa su lucha para que los hombres que la secuestraron y mataron a su familia enfrenten un juicio. Este es el diálogo que mantuvo con Clarín vía correo electrónico.

Continuar leyendo

La historia del diario perdido de Alfred Rosenberg, uno de los hombres que forjó el odio racial del nazismo

Publicado en Clarín

El jerarca nazi Alfred Rosenberg tenía un objetivo claro durante el Tercer Reich. Lideraba una fuerza de choque que robaba todas las obras de arte de los judíos que eran enviados a campos de concentración. Su plan era juntar objetos para un museo que construiría más adelante sobre lo que él catalogaba como una “futura raza extinta”. El botín que recolectó fue equivalente a 1.418.000 vagones de tren.

A partir de la primavera de 1941, luego de la entrada de la Unión Soviética en Europa, este autodenominado “ideólogo del nazismo” comenzaría a centrarse en otro tipo de aniquilación. No ya sólo de libros, esculturas y música.

El exterminio sería de personas.

Rosenberg, quien también fue Ministro del Reich para los Territorios ocupados del Este, fue sentenciado a muerte en los tribunales de Núremberg. En octubre de 1946 fue colgado en la horca.

Pero no se llevó sus secretos a la tumba: además de haber publicado en 1930 El mito del siglo XX, donde desplegaba todo su odio racial contra los judíos, dejó atrás un diario personal de 500 páginas. Una serie de anotaciones que tenían una particularidad: nunca debían ser publicadas, a diferencia de otros libros escritos por jerarcas nazis como Mi Lucha de Adolf Hitler.

Por esto, la crudeza del texto en contra de los judíos es perturbadora en su diario.

Como varios manuscritos y objetos del nazismo, su diario permaneció escondido. El texto fue ocultado por los nazis en un castillo en Banz, Baviera, y sería una importante prueba documental del odio hacia el bolchevismo, los comunistas y los judíos.

Rosenberg (a la izquierda) y Hitler en Múnich durante el intento de golpe de Estado del Bürgerbräukeller en noviembre de 1923 (Keystone/Getty Images).

Rosenberg (a la izquierda) y Hitler en Múnich durante el intento de golpe de Estado del Bürgerbräukeller en noviembre de 1923 (Keystone/Getty Images).

El diario personal de Rosenberg, evidencia clave de los Juicios de Núremberg para revelar los planes sistemáticos del exterminio nazi, fue robado por un abogado alemán judío, Robert W. Kempner, quien, luego de ser un fiscal clave en Núremberg, creyó que podía apropiarse del documento para publicarlo en un libro posterior.

Kempner murió en 1993. Años más tarde, el Museo del Holocausto de Estados Unidos lo buscó por toda su casa, pero nunca lo encontró.

A partir de entonces se presume que el texto pasó en manos de coleccionistas clandestinos de objetos nazis. Hasta que en 2015 el investigador (y fundador) de la rama de robos de obras de arte del FBI Robert Wittman dio con el documento y lo publicó en El diario del diablo (Editorial Aguilar, 664 páginas, 569 pesos), en coautoría con el periodista David Kinney (New York Times y Washington Post). El libro se había publicado en ebook a mediados del año pasado, pero recién este mes salió en papel en Argentina.

En diálogo con Clarín, Wittman cuenta los detalles de la búsqueda del documento, e intenta así desentrañar a una de las mentalidades clave del Tercer Reich.

Continuar leyendo